¿Qué es un Geoparque?

Es un territorio que presenta un patrimonio geológico notable; convirtiéndose este, en el eje fundamental para promover un desarrollo territorial sustentable. El caso de Imbabura tiene tres componentes básicos: educación, geoturismo y conservación del entorno. Es un espacio para desarrollar y poner al alcance de todos las geociencias como medios de caracterización y conocimiento del proceso de evolución del planeta tierra.

Es propicio para desarrollar y visibilizar buenas prácticas pedagógicas, didácticas en los procesos de enseñanza – aprendizaje en todos los niveles de educación.

GeoEducación

Aprovechar racionalmente el potencial de territorio y contribuir con acciones para su conservación.

GeoTurismo

Centrado en destacar el patrimonio geológico, la geodiversidad y la biodiversidad del territorio.

GeoConservación

Del patrimonio geológico, natural, antropológico, histórico y cultural endógeno del entorno imbabureño.

Red Global de Geoparques de la UNESCO

Actualmente existen 140 Geoparques Mundiales reconocidos por UNESCO. La mayor concentración de estos está en Europa y Asia. En estos continentes, los geoparques se han convertido en las principales estrategias para el desarrollo local.

En América, existen 4 Geoparques Globales: Araripe, en Brasil; Grutas del Palacio, en Uruguay; Mixteca Alta y Comarca Minera, en México.

En Ecuador avanzan 3 iniciativas: Los proyectos Geoparque Imbabura, Volcán Tungurahua y Napo – Sumaco.

Imbabura como Geoparque Mundial de la UNESCO

Si, la provincia de Imbabura tiene todo para serlo. Se distingue esencialmente por sus características geológicas. Aquí confluyen complejos volcánicos como el Imbabura, Mojanda, Cotacachi, Cuicocha y Chachimbiro con lagos o lagunas, prácticamente en todos los cantones; cascadas, fuentes de agua, diferentes pisos climáticos y atractivos geomorfológicos. Este patrimonio, se fortalece, y se vuelve más atractivo por su complementariedad con la diversidad étnica, cultural y productiva.

La MINGA de todos los actores locales, es permanente e imprescindible, para alcanzar la denominación Geoparque Mundial de la UNESCO por el bienestar de Imbabura y todo el Ecuador.